​La Huella Verde quiere sembrar consciencia y juntar voluntades en torno a la defensa de nuestra naturaleza y sus ecosistemas, enfatizando su disfrute y aprovechamiento racional y sustentable, que garantice su permanencia para futuras generaciones de venezolanos.

A lo largo del camino queremos dejar nuestra impronta verde en mentes y corazones, fomentando una actitud

amable hacia la naturaleza y una ciudadanía consciente

de su responsabilidad​​​ ambiental.

Richard N. Bailey L.

Lo dijo Einstein...

"El ser humano es parte del todo que llamamos universo, una parte limitada por tiempo y espacio. Se experimenta a si mismo, sus pensamientos y sentimientos, como separado del resto, una especie de ilusión óptica de su consciencia. Esta ilusión es una prisión para nosotros, restringiéndonos a nuestros deseos personales y afectos  a unos pocos de nuestro entorno. Nuestra tarea debe ser liberarnos de esta prisión, ampliando nuestro círculo de compasión para abrazar a todos los seres vivientes y a la naturaleza entera en su belleza".

Lo decimos 
nosotros...

​​

Una preocupación por los efectos que la incontrolada contaminación ambiental tiene sobre nuestro planeta nos impulsa  a enfocar nuestras energías en sembrar conciencia ambiental a través de varios medios, sobre este tema de vital importancia para ésta y futuras generaciones. 

Debemos evitar que nuestra descendencia nos incrimine por no haber hecho lo suficiente por evitar legarles un planeta contaminado y tóxico, en vez de uno pleno de vida y posibilidades como el que heredamos. 

Carta de la Tierra

​Creemos firmemente en los principios y valores contenidos en la Carta

de la Tierra y  le daremos la mayor  difusión.  Proponemos que La Carta de la Tierra sea materia de estudio obligada en el sistema educactivo nacional, en los niveles medio y superior..​

Que el nuestro sea un tiempo...

"Que el nuestro sea un  tiempo que se recuerde por el despertar de una nueva reverencia ante la vida; por la firme resolución de alcanzar la sostenibilidad; por el aceleramiento en  la lucha por la justicia  y la paz; y por la  alegre celebración de la vida."

Párrafo final  - La Carta de la Tierra

La Huella Verde apoya el movimiento venezolano que pide la abolición de las corridas de toros en el país. 

EL ARTE NO ES CRUEL

LA CRUELDAD NO ES ARTE

Pulsar imagen para ir al artículo

Econoticias
Resumen

Fundación Repsol "revisa" sus actuaciones en reforestación

REPSOL.jpg

Un mar "sostenible y limpio" para  aves y pescadores

e-Palette, la "interesante" propuesta de Toyota

E-PALETTE TOYOTA.jpg

Mino, la perra que no abandona la tumba de su dueño de dos años que murió ahogado

MINO 2.jpg
Aves de Venezuela

Gracias a la labor divulgativa de la Sociedad Conservacionista 

Audubon de Venezuela

www.audubonvenezuela.org

Reinita Montañera

Setophaga pitiayumi

Tropical parula


Es una especie de ave paseriforme de la familia Parulidae.  Se distribuye desde Texas, en EEUU, hasta Argentina y Uruguay, incluyendo Trinidad y Tobago. En Venezuela desde el Zulia y Táchira hasta la Península de Paria, extendiéndose al sur a Guárico y Bolívar, Amazonas, Margarita y los tepuyes de La Gran Sabana. Es propia de las zonas tropical y subtropical, selvas pluviales y nubladas, hasta 2500 m.
El colorido de las hembras es ligeramente más apagado que el de los machos y carece de negro en la cara. Los jóvenes poseen plumaje poco vistoso, carecen de las rayas del ala, y tienen una franja gris en el pecho.
Se las ve solas o en parejas y frecuentemente en bandadas mixtas
Buscan su comida desde niveles medios a copas de árboles.

 

La Amazonía brasileña perdió unos 8.500 kilómetros cuadrados de selva en 2020

Cerca de 8.500 kilómetros cuadrados de selva fueron devastados en la Amazonía brasileña en 2020, la segunda peor marca anual desde 2015, con lo que se consolidan dos años de un escenario nefasto para el mayor bioma del planeta, ambos bajo el mandato de Jair Bolsonaro, informó este viernes el Gobierno.
La devastación de 8.426 kilómetros cuadrados de vegetación en la Amazonía el año pasado estuvo solo por debajo del récord histórico de 2019, cuando en la mayor selva tropical del mundo fueron talados 9.178 kilómetros cuadrados de árboles.
Deforestación
Según el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales (Inpe, por sus siglas en portugués), que capta datos mensuales a través del Sistema de Detección de Deforestación de la Amazonía Legal en Tiempo Real (Deter), en diciembre de 2020 fueron devastados en la Amazonía brasileña 216 kilómetros cuadrados de selva, un área 14 % mayor que la registrada en el mismo mes de 2019.
Para varias organizaciones que defienden el medioambiente en Brasil, la devastación de la selva durante los dos años de Gobierno de Bolsonaro “consolidan el peor escenario de alertas detectadas por el sistema en la región amazónica”.
“El promedio (de deforestación en la Amazonía) de los tres años anteriores a su posesión (2016 a 2018) fue de 4.845 kilómetros cuadrados al año. En los 24 meses de la Administración de Bolsonaro, la media anual fue de 8.802 kilómetros cuadrados, un aumento de más del 81 %”, señaló en un comunicado el Observatorio del Clima, una red que reúne a 50 organizaciones ecologistas.
El líder ultraderechista, que defiende la explotación de los recursos naturales de la Amazonía, incluso en reservas indígenas, ha sido fuertemente cuestionado desde su primer año de mandato por la flexibilización en la fiscalización de actividades que atacan directamente al medioambiente, como la minería y el comercio de madera, en su mayoría practicado de forma ilegal en esa región.
Incendios en la Amazonía
La deforestación está estrechamente relacionada con los incendios en la Amazonía, que en 2020 alcanzaron los 103.161 focos, un 15,6 % mas que los registrados en 2019, cuando las imágenes de los frentes de fuego avanzando por la Amazonía dieron la vuelta al mundo.
“Bolsonaro lleva dos años en el cargo y los dos peores años del Deter han ocurrido bajo su gestión. Los incendios, tanto en la Amazonía como en el Pantanal, también aumentaron durante dos años consecutivos. No es una coincidencia, sino el resultado de las políticas de destrucción ambiental implementadas por el actual gobierno “, dijo Marcio Astrini, secretario ejecutivo del Observatorio del Clima, citado en el comunicado.

EFEverde
 

La isla de San Cristóbal y Nevis levanta el mayor proyecto de energía solar en el Caribe

El pequeño territorio de San Cristóbal y Nevis  levantará el mayor proyecto de todo el Caribe de generación de energía solar, una iniciativa de envergadura que busca reducir la contaminación provocada por los combustibles fósiles y garantizar una seguridad energética para las próximas décadas.
El Gobierno de San Cristóbal y Nevis, la empresa estatal St Kitts Electric Company (SKELEC) y la compañía Leclanché -con sede en Suiza- construirán el mayor sistema de generación y almacenamiento de energía solar de la región, que proporcionará más del 30 % de la energía requerida por ese pequeño país durante los próximos 25 años y reducirá las emisiones de dióxido de carbono (CO2).
El vicepresidente ejecutivo de Leclanché, Bryan Urban, señaló  a EFEverde que el objetivo de la iniciativa es crear un modelo de producción y almacenamiento de energía solar que genere beneficios económicos y ambientales a largo plazo tanto para la empresa de servicios públicos del país como para sus ciudadanos.
El proyecto significará la puesta en marcha de un sistema de almacenamiento de energía solar y de batería de iones de litio integrado, que reducirá las emisiones de CO2 en más de 740.000 toneladas en un periodo de 20 años.

18 meses de construcción
La construcción y la puesta en marcha del proyecto se prolongará por un periodo previsto de 18 meses.
El proyecto consiste en un sistema de energía a través de paneles fotovoltaicos integrado de 35,7 mw (campo solar) y un sistema de almacenamiento de energía de baterías de iones de litio que emplea el sistema de gestión de energía de Leclanché.
Una vez completado, el proyecto de San Cristóbal será el sistema de generación y almacenamiento de energía solar más grande del Caribe.
El sistema se prevé que genere en su primer año de funcionamiento alrededor de 61.300 Mw/h de electricidad, lo que se traducirá en una reducción de 41.500 toneladas de emisiones de CO2 al aire.

Efeverde
 

Ciudad de México prohíbe la venta de plásticos de un solo uso

La venta de cubiertos, platos y vasos desechables, así como de pajitas, bastoncillos de algodón, globos y cápsulas de café, es decir, los plásticos de un solo uso están prohibidos a partir del pasado  1 de enero de 2021 en Ciudad de México.
Así lo ha comunicado la Secretaría de Medio Ambiente (SEDEMA) de la capital mexicana en un comunicado, detallando que la prohibición también incluye los envases de alimentos de un solo uso y los aplicadores de tampones hechos total o parcialmente de plástico. La medida se aplica a todos los productos de ese tipo excepto a los que sean compostables.
Esta medida se enmarca dentro de la Ley de Residuos Sólidos, que contempla otras disposiciones con la finalidad de acabar con los productos plásticos de un solo uso.
El objetivo principal de esta medida es "tener un consumo responsable, donde los ciudadanos de la capital sean cada vez más conscientes y dejen de usar plásticos de un solo uso para no generar contaminación en la ciudad y en el planeta", ha explicado el jefe de la Dirección General de Evaluación de Impacto y Regulación Ambiental (DGEIRA), Andree Lilian Guigue Pérez, según recoge 'Milenio'.
Hace un año, la capital mexicana --de 22 millones de habitantes-- prohibió las bolsas de plástico de un solo uso, aunque esta última medida no ha sido bien acogida en todos los sectores.
La Asociación Nacional de la Industria del Plástico ha asegurado que con esta prohibición se ponen en peligro hasta 50.000 empleos y se espera que a raíz de su entrada en vigor cierren, al menos, 50 empresas. Según los datos ofrecidos por SEDEMA, los mexicanos utilizan unos seis millones de toneladas de plástico al año. En la capital se producen alrededor de 13.000 toneladas de basura al día, de las cuales solo 1.900 son recicladas.

Ecoticias

La Huella Verde - 2020 All rights preserved

         

NORUEGA - RESPETO POR LA NATURALEZA